aitorarregi
Alta cocina para compartir en un ambiente desenfadado. Esta podría ser la idea principal que María Crespo pretende trasladar desde su restaurante Perro Limón, ubicado en el murciano barrio de San Andrés. Un concepto ‘casual’ en el que probar versiones de platos internacionales o divertidas creaciones que no escatiman en originalidad. Encontramos aquí sus croquetas de pesto, sus churros de bacalao o unas natillas japonesas para poner el punto y final. Crespo disfruta experimentando y creando tras formarse en el IES La Flota, el Palacete de la Seda, El Cherro, Coque de Mario Sandoval, el restaurante de Quique Da Costa, Cabaña Buenavista y el japonés Moshi Moshi. Todo un abanico gastronómico plasmado en la variedad que traslada a la carta de Perro Limón, una propuesta que hace las delicias de sus visitantes desde hace unos meses, cuando el restaurante abrió sus puertas en Murcia.